Lip Flip

Botox.jpg

El término Lip Flip alude a una técnica para rejuvenecer los labios proyectándolos un poco hacia afuera pero sin crear un volumen exagerado o artificial.

El Lip Flip consigue difuminar el odioso 'código de barras' labial. Esas arruguitas peribucales que no nos gustan nada porque envejecen notablemente el rostro. Todo esto se consigue con toxina botulínica.

La técnica consiste, básicamente, en inyectar pequeñas dosis de producto en las capas más superficiales del músculo orbicular de la boca (el que rodea los labios), tanto en el labio superior como en el inferior.

Así logramos relajar, que no paralizar, las fibras musculares de manera que las arrugas del código de barras se atenúan y el labio gira hacia afuera de manera natural sin afectar a la funcionalidad del músculo.

Es decir, el paciente puede seguir hablando y gesticulando con normalidad, pero frunce menos la boca, tiene menos arrugas alrededor y sus labios son más sensuales.

Este tratamiento es apto para pacientes de cualquier edad. No aporta volumen, pero podemos combinarlo con ácido hialurónico si además queremos hidratación, carnosidad o definir el contorno